Meliá Península Varadero

Meliá Península Varadero

De arquitectura colonial y con más de 580 habitaciones, éste es un hotel especialmente elegido por aquellos que viajan junto a amigos o en familia. Ocurre que el Península Varadero de la cadena hotelera Meliá cuenta con 3 piscinas rodeadas de palmeras, 2 de ellas para niños y otras para bebés (para chapoteo), áreas exteriores para adultos donde se puede jugar baloncesto, actividades diarias y una cuantiosa agenda con diversas propuestas. Todo está allí pensado para el entretenimiento. Por caso, hay un ajedrez gigante para pasar buenos ratos de diversión, y atención especial para las familias con servicio de niñera y zonas de juegos para los más pequeños.

Uno de los puntos destacados de este hotel es su entorno. El mismo su encuentra a sólo 10 metros de una reserva ecológica y de una hermosa playa con 400 metros de extensión, con aguas tranquilas, cálidas y poco profundas. Ideal para que disfruten los niños y para realizar deportes acuáticos, como snorkel y windsurf. Por las noches también hay entretenimiento, con un pub en el cual es posible bailar salsa, música moderna y también demostrar habilidades para el canto en un karaoke.

Su oferta gastronómica también es variada. Cuenta con un total de 7 restaurantes dentro de sus instalaciones, incluyendo a “Principito”, un comedor ideado para que los más pequeños ubicado en la zona de las familias. Entre sus bares se destaca el “Península”, el cual está situado a la entrada del teatro de animación y se especializa en licores y cócteles.

El hotel agrega todos los servicios esperados en la categoría de 5 estrellas. Un centro de belleza y bienestar, área de fitness, servicio de peluquería, lavandería y planchado, cambio de moneda, atención en recepción durante las 24 horas, una cancha de tenis, alquiler de automóviles, y tiendas dentro de las instalaciones. El uso de WiFi es pago, y el estacionamiento es gratuito.

Sus habitaciones son de 5 tipologías, destacándose en ellas un amplio espacio closet-vestidor. Para comodidad de todo tipo de pasajeros, el hotel cuenta con un área destinada a las familias y otra que mencionan como una “zona tranquila” para los adultos que viajan sin niños. Las habitaciones cuenta con vista al jardín o la piscina, todas con amplitud y apostando por un diseño en el que predominan los colores en tono pastel.

El aeropuerto más cercano al Meliá Península Varadero es el Juan Gualberto Gómez, a 45 kilómetros de distancia.