Gibara

Gibara

¿Dónde se encuentra?

Esta pequeña ciudad de encuentra en la región oriental de Cuba, en la provincia de Holguín. Con su costa bañada por la Bahía de Gibara, se encuentra a poco más de 30 kilómetros de la capital provincial, Holguín. Se trata de un destino bien distante de La Habana, de la cual la separan casi 770 kilómetros.

¿Cómo llegar?

La Autopista Nacional conecta a la capital cubana con Gibara, un viaje en automóvil de más de 9 horas de duración. La Carretera 24 la conecta con Playa La Boca, ubicada a unos 70 kilómetros de distancia en dirección este; mientras que la Carretera a Gibara la conecta con la ciudad de Holguín, a 40 kilómetros de distancia. Del Aeropuerto Internacional Frank País, ubicado al sur de la capital provincial, lo separan unos 50 kilómetros.

Los atractivos de Gibara

La ciudad que es cabecera del municipio de Gibara es un pueblo tranquilo y donde la actividad pesquera es relevante. El poblado es también conocido como la “villa blanca”, mote que refiere a las murallas de color blanco originarias de la época colonial. En la actualidad es posible ser testigos de algunos de estos muros que hace siglos fueron eminentemente defensivos y que hoy son atractivos para el visitante, pues además de ser evidencias históricas ofrecen, en ciertos puntos, bonitas vistas del paisaje de esta ciudad. Uno de los monumentos más significativos en esta ciudad es la Batería Fernando VII, una fortificación construida en 1817 que dio origen a la Villa de Gibara.

Junto con otros sitios cubanos, la ciudad de Gibara ha sido declarada Monumento Nacional en la isla caribeña. Son destacados el Museo de Historia Natural de la ciudad, una mansión en la que funciona el Museo de Arte, el Museo de Historia Municipal, y la Iglesia de San Fulgencio. Una visita recomendada es la Biblioteca Armando Leyva Balaguer, la más antigua en esta provincia.

Gibara es sede del Festival Internacional de Cine Pobre de Humberto Solás, el cual se realiza en abril y donde sólo concursan películas realizadas con un presupuesto escaso; y también del Festival de Música Electroacústica Estéreo G, que se celebra en las estaciones estivales.

Hoteles y restaurantes

Gibara no es una ciudad eminentemente turística. En rigor, allí hay unas pocas propuestas para alojarse: Arsenita, un imponente edificio próximo a la Iglesia de San Fulgencio, y Ordoño, otra construcción colonial que dispone de restaurante propio. Más sencillo es Las Brisas, en la región noreste de Gibara y a pasos de las aguas oceánicas.

Además de las propuestas gastronómicas de los establecimientos hoteleros, en Gibara es posible comer en El Balcón del Atlático, en Siglo XX y en Las Conchas. Siendo un pueblo pesquero, las propuestas de estos restaurantes hacen naturalmente foco en los sabores del mar.